AGOSTO 2012 (ESPAÑOL)

COMPARTIR LA VISION
13 de Agosto 2012

Las Olimpiadas del 2012 llegaron a su final el domingo por la noche cuando se celebro la ceremonia de clausura.  Todo el mundo estuvo ocupado durante dieciséis días.  Sin duda, su impacto se sintió en todo el mundo al ver parados en el estrado a sus medallistas de oro, a sus banderas flameando y al escuchar sus respectivos himnos nacionales.

El primer ministro David Cameron, en un esfuerzo por aprovechar el ímpetu del impulso dentro del Reino Unido, ha puesto en marcha el  “plan de ir hacia adelante” para los atletas jóvenes.  ¡Hasta que punto ha llegado esta nación desde hace siete años cuando gano la propuesta para organizar los juegos olímpicos!  La visión fue expuesta en la licitación pero, la realidad estaba aun muy lejana.  Naysayers expreso su temor debido a las pesadillas de transporte, al impacto sobre la industria de turismo y los posibles ataques terroristas.  Pero hoy solamente se escuchan los cumplidos y el regocijo.

Las Escrituras relatan numerosas historias similares de reacciones negativas.  No era extraño que la gente viera a los gigantes y no a los frutos (Números 13), las fuerzas del enemigo y no a los carros de fuego de Dios (2 Reyes 6), los huesos secos y no un ejercito en marcha (Ezequiel 37).  No es malo pensar en los “que pasaría si” cuando se esta mapeando el futuro.  Algunos de nosotros somos así.  Queremos calcular el costo, planear para las eventualidades.  Sin embargo, cuando Dios dibuja el cuadro del futuro con sus promesas ambiciosas y propósitos claros, Él nos pide que demos un paso de fe y tomemos control del futuro con valentía y confianza.

Mis viajes desde mayo a julio han incluido cinco congresos (Dinamarca, Holanda y la Republica de Checoslovaquia, Reino Unido y la Republica de Irlanda, Territorio Oeste de Estados Unidos, Méjico), la Conferencia Internacional de Lideres en Canadá, y un fin de semana con reuniones en el campamento Old Orchard Beach del territorio Este de Estados Unidos.  El participar en estos eventos me permiten conocer a visionarios y estrategas.  Cada reunión tomo meses y hasta años de preparación después de que el concepto inicial fuera concebido.  Sin duda de que existieron desafíos únicos.  Pero aun así los líderes continuaron creyendo que las diferentes reuniones serian instrumentales para unir a todo el territorio en adoración, camaradería y misión.  Pero aun más importante fue la creencia de que el Señor vendría con bendiciones mas allá de lo que podría ser anticipado.  La oración apoyaba cada faceta, cada sueño.  ¡Y Dios no nos defraudo! Los llamados al banco de penitentes fueron inolvidables y se establecieron nuevas direcciones.  Sólo el futuro nos dirá que tan significativos fueron estos eventos en la vida del Ejército.  Por favor continúen orando con agradecimiento y con fe por un Ejército lleno del Espíritu Santo.

Al escribirles, me doy cuenta de que he compartido a un nivel macro (de gran escala): las olimpiadas, los relatos sobre el pueblo de Israel en el Antiguo Testamento, y los eventos territoriales o internacionales del Ejército de Salvación.  Sí, nuestro Dios es el Dios de visión global que tiene planes para las naciones y las iglesias.  Pero también les tiene en mente cuando lanza una visión de esperanza.  Puede ser que aparezcan numerosos obstáculos que tienen que ser sobrepasados a medida que se enfrentan al futuro, pero tengan la certeza de que Dios es clemente y poderoso.  Sigan hacia adelante con valentía y confianza.

Dios le bendiga ricamente y descansen en el conocimiento de que Él esta con ustedes.

Sinceramente,

Linda Bond
Generala

SOCIAL MEDIA